Dirección de obra

Para llevar a cabo la construcción de una edificación se necesita de la intervención de un arquitecto que esté titulado y colegiado, el cual se encargará de visar el proyecto y hacerlo viable. Sin embargo, hay otra figura indispensable para la construcción de edificaciones: el encargado de la dirección de obra. En concreto, esta figura profesional es la responsable de que el proyecto del arquitecto se materialice de manera óptima.

Contacta con nosotros

    Para qué sirve la Dirección Facultativa de Obra

    La dirección facultativa de la obra sirve para garantizar que la misma cumple con lo fijado en el proyecto del arquitecto, así como con las distintas normativas técnicas, administrativas, medioambientales y jurídicas. Es la figura encargada de verificar que la cimentación se adecúa a esas características geotécnicas del terreno, por ejemplo.

    Además, las funciones del director de obra también incluyen la resolución de las contigencias, la creación de modificaciones del proyecto en caso de necesidad, la certificación del final de la obra o la elaboración de los documentos que deben entregarse al promotor. Liberamos a tu equipo de muchísimas tareas extras.

    Quién la compone

    Además del director de obra, encontramos el director de la ejecución de la obra, una figura complementaria que se encuentra mucho más cerca de la realización técnica cotidiana de la misma. Se encargará de que toda la obra cumpla con los requisitos de calidad establecidos.

    Funciones

    Entre las funciones del director de ejecución de obra están la verificación de los materiales de construcción, la comprobación de la correcta disposición de los elementos constructivos y de las instalaciones y la ayuda al equipo de dirección de obra para desarrollar la documentación.

    ¿Es obligatorio?

    Según nuestro marco jurídico es obligatorio contar con la figura del director facultativo de la obra cuando se aborde un proyecto de edificación. Por suerte, es muy sencillo: solo tienes que llamarnos, hablarnos acerca de tu proyecto y dejar la dirección facultativa en nuestras manos.

    Empresa especializada en dirección de obra

    La presencia obligatoria de esta figura tiene sentido. A fin de cuentas, y por muy preciso y cualificado que se haya desarrollado el proyecto de construcción por parte del arquitecto, la ejecución puede ser realizada por los técnicos y operarios de manera deficiente. En este sentido, la dirección facultativa de obra funciona para garantizar que la construcción se produce según lo establecido en el proyecto.

    Una labor importantísima para que los inmuebles, ya sean una vivienda pequeña o un estudio de baloncesto gigantesco, cuenten con la calidad planteada por parte del arquitecto. Es por eso que los profesionales dicen a menudo que el director de obra tiene un rol tan o más importante que ese último. ¿Ya sabías todo esto y te gustaría contratar a un director de obra? Contacta con el equipo de Adaptat.

    Servicio de dirección de obra

    Disponer de un buen equipo de dirección facultativa y dirección de ejecución de la obra sirve para bastante más que para simplemente cumplir la ley. En realidad, es una manera de garantizar que tus proyectos tienen la calidad necesaria, lo que repercutirá en tu imagen de marca y tu reputación.

    Qué es la dirección de una obra

    La existencia del diredctor de obra aparece recogida en la Ley 38/1999, de 5 de noviembre, de Ordenación de la Edificación, de nuestro marco jurídico nacional. En ese mismo texto vienen establecidas las funciones detalladas de esta figura profesional. Y en Adaptat las cubrimos absolutamente todas. Tienes los medios y los conocimientos de nuestros especialistas a tu disposición.

    En concreto y entre las funciones del director de obra, están la supervisión técnica de la obra, la supervisión estética de la obra, la supervisión urbanística de la obra y, por supuesto, cada vez más importante dentro de nuestra sociedad, la supervisión medioambiental de la obra. Un servicio de dirección de obra integral con el que podrás llevar a cabo todos tus proyectos arquitectónicos.